Anocheceres al óleo

Cuando el sol baja, en Tel Aviv parece como si la ciudad entera inmediatamente bajara dos tempos, todo se pone más lento, a la velocidad del sol y su descenso.

Escapar II

Quizás ya sabrán que, de vez en cuando, me dan ganas de huir, de escapar. Nace en mí como una necesidad (o ansiedad) que me tira de los pelos y me despierta por las noches. Después ando dormida en el día, ajena, distante, arrastrando ese estado como una sombra gris, oscureciendo mis ya características ojeras.... Leer más →

Las partes de Praga

Extrañas asociaciones me llevan a pensar en mi estadía en Praga. Una de ellas es Dalí y su obra. No es que sepa mucho de él, tampoco he leído suficiente, pero ciertos detalles de su arte me atraen, hasta me siento identificada. Precisamente hoy, que he visitado una pequeñísima exposición de él, mi viaje a... Leer más →

Buenos Aires fuera de foco.

Un viaje de veintiún horas en un avión viejo con ceniceros en los baños y los asientos duros burlándose de nuestra ansiosa espera. La búsqueda infraganti del Uber en el estacionamiento de Ezeiza y el comentario del conductor (¿uberista?): “si es la primera vez que viene a Argentina tiene que probar la carne, aunque… ¿es... Leer más →

4.20 de la Madrugada

Me despierta la lluvia violenta estrellándose en el suelo. Afuera cae una cortina de agua y la gata negra ve mi luz encendida y se acerca a mi puerta con un maullido de muerte, mojada y asustada como si fuera la primera lluvia en su gatúbela vida. Yo le toco la cabeza intentando calmarla, le... Leer más →

La ciudad de los muertos

Me tomó un largo tiempo ver las fotos que había sacado cuando fui a El Cairo. A decir verdad, mientras escribo esto aún no lo hago. Como si fueran un secreto más de esa tierra, que quiero pero no quiero descubrir. Todavía estoy procesando ese pedazo de realidad mezclada con las absurdas e ingenuas películas... Leer más →

Tres años “afuera”

Hoy se cumplen tres años de estar afuera. Tres años ya! Mierda... sin planearlo o poner un recordatorio en mi almanaque lo recuerdo. Si, ha sido de esas grandes cosas que uno siente que hace en su vida. Y revolviendo, revolviendo, entre mis pensamientos, recuerdos, fotos y textos, encuentro éste, que escribí el primer año... Leer más →

Artistas Callejeros: LA AMENAZA.

Una tarde cualquiera vuelvo a escuchar el disco Clandestino de Manu Chao, después de muchos años de haberlo escuchado por última vez. Lo escucho y de repente recuerdo una escena, también de varios años atrás: estaba sentada en el living del hostel, en una siesta, compartiendo unos mates con algún latino de esos que andan... Leer más →

Resaca de Berlín

El tiempo que estuve en Berlín se sintió como un somnoliento día de resaca: Despertaba de repente sin saber dónde estaba, reconociendo las tablas de la cama de arriba y el olor a jabón de hotel de las sábanas. La luz entraba sin permiso por la ventana atornillando mis pupilas y el sonido de la... Leer más →

Un sitio web WordPress.com.

Subir ↑