Anocheceres al óleo

Cuando el sol baja, en Tel Aviv parece como si la ciudad entera inmediatamente bajara dos tempos, todo se pone más lento, a la velocidad del sol y su descenso.

Un sitio web WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: