Yo Soy Esa.

Ivana Taft Ya no puedo asegurar que me conozco. No puedo decir con certeza que sé con lo que voy a salir, o a donde mis decisiones me van a llevar… o si ESAS realmente son MIS decisiones. Todo el tiempo me desconozco, me reconozco y me vuelvo a desconocer. Cada vez que me miro... Leer más →

Desprecio

Lo siento, tuve que matarte, porque no sabía lo que eras. No sabía si ibas a lastimarme y no quería correr ese riesgo. Supongo que es por culpa y gracias a mis experiencias pasadas que bajo ciertas circunstancias reacciono de cierta manera. Si, he tenido que matarte varias veces. Me sentí invadida, descubierta, desnuda, asqueada.... Leer más →

Mátame.

Cuando uno vive, es imposible evitar que los fantasmas del pasado nos persigan cada tanto agitando las cadenas que se acumulan oxidadas en nuestro estómago. Es en vano luchar contra eso, solo se pierden más batallas de una guerra pasada. Hoy me pesó tu nombre. El silencio denso de mi habitación o el sonido impersonal... Leer más →

2 years.

I apologies in advance for all the mistakes that I´ll commit writing in a language that isn't mine. I most to admit that I wrote before in Spanish with the idea to find the right words that I want to say. Also, you must to know that I talk English like a combination of sounds.... Leer más →

Escapar

"Es como el vértigo a saltar, a enfrentar el mar revuelto, el amor que se termina, el decir adiós para siempre..."

Carta Al Amor

Hola amor, quizás te resulte extraño leer esta carta, o quizás estés acostumbrado a recibirlas. De todos modos y de repente, sentí el apremio de escribirte, antes de que ya no tuviera la oportunidad de hacerlo. No sé cuantas veces pensé que te había encontrado en rostros que adoré, y cuantas veces más adopté tu... Leer más →

Madrid I

Los olores que encierra Madrid no los he encontrado en otro lado. Entre el calor del verano, las comidas de todo tipo, los inciensos, el jugo de naranja, el perfume a ropa nueva, a vacaciones, a trabajo, a Coco Chanel, a Hugo y a vos… Hay fragancias que embriagan un estadío de descanso, de andar... Leer más →

La vida: una mierda

Alguien  me dijo, como anticipándome este momento, que disfrutara de todo lo bueno que me estaba pasando, porque generalmente la vida es una mierda. Yo ingenuamente, por ser más utópica que realista, quise aferrarme a esa felicidad pasajera, con la ilusión de que iba a ser para siempre, engañándome inútilmente con espejitos de colores que... Leer más →

Un sitio web WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: